Piezas y repuestos de calidad. ¿Merece la pena pagar algo más por ellos?

Por muy bien que se realice el mantenimiento de una instalación, en algún momento de su vida útil tendrá lugar una reparación. Y posiblemente requerirá piezas de repuesto para sustituir algunos de los componentes que la integran.

En Algasa somos conscientes de la importancia de elegir recambios de calidad. Su desempeño y duración hacen que, si bien su coste de adquisición suela ser mayor, a la larga supongan un ahorro. Un repuesto de calidad es imprescindible para evitar futuras averías.

VARIAS POSIBILIDADES EN RECAMBIOS.

Estas piezas pueden ser originales, reacondicionadas, adaptadas, equivalentes o fabricadas ex profeso. Dependiendo de su origen, hemos de tener en cuenta que los resultados alcanzados, en relación al funcionamiento, pueden variar sensiblemente utilizando unas y otras.

Los manuales recomiendan utilizar solamente recambios originales, aportados por el fabricante o por un distribuidor autorizado, pero nuestro bolsillo se suele inclinar por el más económico, de ahí la proliferación de repuestos genéricos en cualquier materia, y no lo es menos el mercado de la climatización (agua caliente, calefacción, aire acondicionado…). Y es que la CRISIS condiciona la elección a la hora de reparar.

LO BARATO PUEDE SALIR CARO.

Los recambios de imitación suelen ser más económicos. Sin embrago en raras ocasiones ofrecen el mismo rendimiento que un repuesto original. Su duración y desempeño pueden costarnos bastante más dinero que un repuesto original. Incluso en ocasiones nuevas averías.

Los repuestos genéricos, en un gran porcentaje, no logran igualar, el rendimiento de un repuesto original. Esto no significa que fuera de los repuestos originales no exista en el mercado algo bueno que sirva y que dure, sino simplemente que  la vida útil y su desempeño puede ser menor que en un repuesto original.

Los fabricantes se rodean de grandes empresas que suplen partes especificas  sin necesidad de formar parte de los fabricantes, por esta razón, cuando un fabricante utiliza los servicios de estas grandes empresas, protege legalmente dicho servicio, algo así como los derechos de autor, de la misma forma legalmente se le prohíbe al fabricante de la pieza hacer una igual en cuanto a calidad, desempeño y forma por muchos años.

TIPOS DE REPUESTOS.

Existen 3 categorías de piezas de repuesto:Reparacion caldera gas leon

  • ORI (repuestos originales suministrados por los fabricantes de la marca del equipo).
  • OEM (repuestos con parámetros óptimos aportados por quienes proveen de piezas a la marca).
  • PIA (repuestos genéricos vendidos por terceros).

Se recomienda seleccionar los recambios de las primeras dos categorías, y evitar los recambios de imitación. El hecho que una caja de un repuesto genérico diga  fabricante de equipamiento original (en inglés original equipment manufacturer o, abreviadamente, OEM) no significa que el repuesto que se está comprando tenga las mismas características que uno original.

La Comisión Europea lleva mucho tiempo tratando de abrir más la competencia entre los recambios de distintas procedencias. Esto ha llevado a eliminar trabas al recambio libre, teniendo como objetivo que el usuario / consumidor se beneficie de precios más económicos.

Pero también es más difícil para las empresas del recambio, competir en un mercado tan diversificado en marcas y modelos, lo que hace imposible dar un servicio integral.

La estructura económica del recambio es compleja porque se debe trabajar con miles de referencias distintas y con múltiples descuentos diferentes, generalmente en base a su nivel de competencia y costes logísticos. 

GENERICA VS ORIGINAL

Una pieza de recambio genérica tal vez permita salir de un apuro, pero debería ser sólo hasta adquirir la original. La genérica no tendrá la misma armonía de funcionamiento con el resto de las piezas originales del equipo. Esto se debe a diversos motivos, tales como:

  • Los recambios originales están siempre fabricados con las mismas materias primas que el fabricante utilizó para dar la mayor garantía y durabilidad a su equipo.
  • Realizados con el diseño exacto del propio fabricante, a partir de los planos originales y no de copias.
  • Más garantía de funcionamiento en conjunto con el resto de los componentes.
  • Pasan por pruebas de control de calidad, y por lo tanto resultan más seguros que los genéricos, que estarán elaborados sin cumplir con requerimientos técnicos.

El recambio genérico es más económico, pero el original es más eficiente y ofrece garantía.

VENTAJAS DE LOS REPUESTOS ORIGINALES.

 Ventajas de usar repuestos originales:

  • Garantía. Algunos fabricantes retiran la garantía si en la reparación de una caldera de su marca no se utilizan piezas de repuesto originales. Es comprensible, ya que una pieza de repuesto genérica y poco exacta podría generar averías. De ahí que se impongan limitaciones en el uso de repuestos genéricos. Si algo sale mal, el costo puede recaer en el cliente y no en el fabricante.
  • Funcionalidad. Los fabricantes a menudo ajustan sus equipos para permitir a sus clientes maximizar el rendimiento, la producción y el flujo. Los proveedores de equipos genéricos no recibirán actualizaciones de equipos para saber si una pieza de repuesto ha cambiado. Los repuestos originales son siempre compatibles, mientras que los genéricos corren el riesgo de quedarse obsoletos.
  • Valor, no es lo mismo que el coste. Puede que un recambio genérico cueste menos, pero eso significa que también tiene menos valor. El valor está determinado por la ingeniería, las actualizaciones, las modificaciones, optimizaciones internas, durabilidad, eficiencia, y toda una serie de detalles que sólo el fabricante original puede aportar, y no el genérico. Una pieza original tiene mayor coste, pero es porque tiene más valor. Su capacidad para durar un tiempo específico y ser lo suficientemente resistentes como para durar entre ciclos de mantenimiento preventivo, aporta a los componentes originales otro valor añadido respecto a los genéricos.
  • Una disponibilidad contínua. El vendedor de piezas genéricas o de imitación siempre tendrá que lidiar con todas las marcas de caldera al mismo tiempo, y difícilmente tenga disponibles todas las piezas cada vez. En cambio el fabricante original, por supuesto, siempre tendrá disponibles las piezas de repuesto de sus equipos.

QUIEN REPARA.

Otro punto importante, a tener en cuenta a la hora de reparar, es QUIEN, sobre todo teniendo en cuenta que servicios técnicos hay muchos y variados:

  • Por un lado la RED OFICIAL de la marca
  • También los S.A.T. autorizados por la marca (Servicios de Asistencia Técnica externos a la marca o colaboradores)
  • Y el “sector libre”, con acreditación técnica pero ajenos a la marca

Los dos primeros grupos de servicios de asistencia técnica (básicamente se diferencian en el uso del logo de la marca, que tiene el SAT OFICIAL, y en la información técnica confidencial que no dispone un SAT AUTORIZADO), suelen tirar de recambios originales, mientras que el “sector libre” es cliente en el mercado de los repuestos genéricos.

El primer grupo, además, incrementa costes con la exigencia de sistemas de gestión de la calidad industrial como de satisfacción al cliente, que no son una prioridad para el sector libre, y sí para colaborar con las marcas.

Hoy día los canales se han diversificado bastante con la llegada de nuevos agentes al sector, como son los Servicios Técnicos de las Compañías Energéticas, que establecen su propia red de colaboradores para prestar servicios técnicos de prevención (revisiones) y correctivos (reparación), a través de sus propios MANTENIMIENTOS. El cliente obtiene suministro, descuentos en el suministro, instalaciones, financiaciones para esas instalaciones, y mantenimiento de las mismas durante la existencia del contrato que les vincula a la Compañía. Tienen acuerdos con las marcas que les permiten competir en precio y disponibilidad de recambios para el mantenimiento de los equipos de sus clientes.

EN RESUMEN

Un repuesto original tiene siempre un mejor desempeño que un repuesto genérico. Es mejor invertir una sola vez en algo original que hacerlo varias veces en un repuesto genérico.

Si además es instalado por un S.A.T. oficial / autorizado, obtendremos unos estándar de calidad y garantía que ofrecen siempre al consumidor un plus de valor. Sobre todo pensando en posibles reclamaciones si falla la reparación o no satisface el resultado final.

Que prime uno u otro en el mercado también depende del ciclo económico vigente. En tiempo de crisis , el repuesto genérico es más utilizado. El usuario suele dar prioridad a la solución inmediata y más económica, dentro de la oferta y la demanda. Sin embrago no debemos de olvidarnos que a medio largo plazo suele ser una opción más costosa.