Nueva tarifa eléctrica II: Cambios a partir del 1 de junio de 2021

Continuamos con nuestro monográfico sobre la nueva tarifa eléctrica implantada por el gobierno.

¿TENGO QUE HACER ALGO?

La metodología para el cálculo de los peajes de transporte y distribución de electricidad no modifica la tipología de los contratos y establece «únicamente» recargos que se deben aplicar a los contratos de duración «inferior a un año».

Una vez entre en vigor este 1 de junio el nuevo sistema tarifario, el consumidor deberá «reaccionar» y aquel que «pueda, se moleste, se interese y tenga capacidad para gestionar cuándo pone la lavadora o el horno», desviando su consumo a las horas más baratas, ahorrará en su factura de la luz, según han manifestado a Efe fuentes del Ministerio para la Transición Ecológica, que han reconocido que esto será «a largo plazo».

Estos cambios beneficiarán a los usuarios acogidos al PVPC, precio voluntario para el pequeño consumidor, a los que sus comercializadores de referencia deberán aplicar los nuevos precios por horario establecido, en sintonía con lo que explica la CNMC sobre cómo va a cambiar el precio del suministro.

En el caso de los consumidores que se encuentren en el mercado libre, el comercializador deberá elegir entre adaptar el precio del contrato a los nuevos periodos de energía y potencia o mantener los tramos de precios que tuviera acordado previamente en su contrato «trasladando al precio la diferencia de costes que resultaría para su perfil de consumo».

En cualquier caso, las compañías tienen el deber de informar a los consumidores con la suficiente antelación

¿QUÉ PRECIO VOY A TENER EN CADA PERIODO?

Cada Compañía adaptará sus precios a la normativa del Gobierno, de acuerdo con las recomendaciones de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC). Y serán reflejados en la factura para cada periodo de potencia y de energía que tenga la oferta contratada, a partir del 1 de Junio.

Todos los consumidores de baja tensión, lo que incluye hogares y pymes, pasarán a tener discriminación horaria en lo que se refiere al consumo de la luz, que estará dividida en tres periodos: horario punta, «en el que el coste de los peajes y los cargos será más alto», de acuerdo con lo que explican desde el Ministerio para la Transición Ecológica; horario llano, «con un coste intermedio»; y tarifa valle, «la más barata de las tres».

Estos tramos se han definido teniendo en cuenta «el perfil de demanda actual», pero serán revisados «periódicamente» con el fin de tener en cuenta la producción renovable.

¿TENGO QUE MODIFICAR LA POTENCIA?

Imagen decorativa 3Además de estos nuevos periodos de horas, otra novedad en la nueva factura de la luz es que los consumidores tendrán la opción de contratar dos potencias eléctricas distintas, una para el periodo punta y llano y otra para el periodo valle.

La potencia eléctrica es aquella que muestra la cantidad de KW que se usará en una vivienda al mismo tiempo. Para poder tener un margen con el que adaptar su consumo de energía, los consumidores domésticos podrán contratar dos potencias diferentes: una para los periodos punta y llano y otra para el valle. «De este modo, aquellos consumidores que tengan unas necesidades de potencia más elevadas en periodo valle, como los usuarios de vehículo eléctrico que deseen cargar su coche o moto por la noche en su domicilio, podrán beneficiarse de contratar una potencia superior y mantener su potencia habitual en los tramos punta y llano, evitando pagar el sobrecoste de esa potencia extra durante todas las horas del día», ponen como ejemplo desde el departamento.

Para saber qué potencia de luz contratar, lo mejor es solicitar un estudio de un profesional o una calculadora de potencia, pero también puedes averiguarlo sumando todos los kW que usan todos tus electrodomésticos y aparatos. También es posible consultar las curvas de potencia demandada a través de la web de la distribuidora con el dato del CUPS del contador que se informa en factura.

Por ejemplo, si una persona va a realizar la mayor parte de consumo en el periodo valle, puede contratar una potencia de 4,6 kW para este tramo, mientras que para las horas punta y llano puede optar por una potencia menor. Si no se quiere tener dos potencias distintas, los consumidores podrán seguir manteniendo una misma potencia para los tres tramos, como sucedía hasta ahora.

Si el consumidor no solicita doble potencia en un periodo concreto se le aplicará, de manera automática, la potencia actual contratada en ambos periodos, según detalla el Ministerio para la Transición Ecológica.

El suministro del consumidor doméstico se controlará mediante el Interruptor de Control de Potencia (IPC). En este sentido, «cuando el consumidor de baja tensión con potencia contratada igual o inferior a 15 kW demande una potencia superior a la que tiene contratada, se producirá un corte del suministro«; explican desde la CNMC.

En el caso de no contar con ICP, el control de potencia se realizará a través de maxímetro y se facturarán los excesos de potencia, cuyo precio se publicará anualmente en una resolución de costes. Antes de que se regulen los nuevos precios, sin embargo, habrá un periodo transitorio para facilitar la adaptación de los consumidores durante el año vigente y el año que viene, 2022. Entre el 1 de junio y el 31 de diciembre de 2021, se mantendrá el precio vigente; mientras que en 2022, se trasladará el 50% del incremento de precios que resulte de aplicar la metodología.

La Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia permite a los consumidores modificar, a partir del mismo 1 de junio, martes, las potencias contratadas por periodo. Esta adaptación a la nueva estructura no tendrá ningún coste para el usuario hasta el 31 de mayo de 2022, con la excepción de aquellos consumidores domésticos que necesiten de una actuación manual en su contador o, para el resto de consumidores, si se supera la máxima de las potencias que el consumidor tuviera contratada con anterioridad al 1 de junio.

Los cambios de potencia suponen un coste que marca la distribuidora   y   que   cobrará   a   través    de    la comercializadora. Actualmente esto es lo que se está cobrando:

  • Bajar la potencia tiene un coste de10,94€ (IVA incluido)
  • Aumentarla dependerá de cuántos kws se suban y de si los derechos de extensión están o no caducados. Esto último tiene una vigencia de 3 años y está indicado en el boletín eléctrico.

Precio de potencia

https://www.esferaluz.es/blog/sector/que-potencia-electrica- contratar/

¿VA A CAMBIAR LA FACTURACIÓN?

Para los clientes con menos de 15 kW se mantienen los mismos periodos de facturación en potencia y energía que se tenían antes del 1 de junio. Un período de potencia y 1 ó 2 de energía en función del producto que se tuviera contratado.

Para los usuarios con más de 15 kW de potencia, aparecen 6 periodos de potencia y de energía.

Comparando los peajes actuales con los nuevos, destaca que el periodo punta pagará el triple del que pagan actualmente la mayoría de abonados (2.0A): de 0,044 a 0,136 euros/kWh:

Peajes actuales

IMPACTO DE LA 2.0TD EN LA FACTURA

Hagamos cuatro números para ver cómo va afectar todo esto a nuestro bolsillo. Tomemos un hogar con 4,6 kW de potencia y un consumo de 3.500 kWh anuales, el promedio nacional.

Consideraremos una distribución del consumo a lo largo de todas las horas del año según un perfil promedio que calcula la CNMC para los abonados que no tienen telemedida.

Con ello obtenemos un calendario de todas las horas del año, el consumo en watios-hora (columna wh), el periodo punta-valle según la actual tarifa 2.0DHA (columna P1) y el periodo punta-valle- llano según la nueva 2.0TD (columna P2)

Usando este calendario obtenemos que el abonado promedio pagará 236,70 euros al año de peaje de energía, impuestos incluidos.

Comparando con los peajes que paga actualmente, vemos que le subirán 40,71 euros si tenía tarifa 2.0A o 89,77 euros si estaba en 2.0DHA.

Las CONCLUSIONES que se pueden obtener de la modificación de los peajes de acceso de electricidad para el año 2021, son las siguientes:

    1. Importancia de CONCENTRAR EL CONSUMO eléctrico en horas valle (las más baratas). Con este cambio, todos los usuarios se verán afectados, con independencia de que hayan contratado o no una tarifa con discriminación horaria.
    2. Hasta ahora sobrepasar la potencia eléctrica contratada suponía que el ICP (interruptor de control de potencia) saltaba y cortaba la luz momentáneamente. Ahora se puede CONTRATAR DOS POTENCIAS DIFERENTES para cada periodo del día y programar el funcionamiento de los electrodomésticos cuando la potencia contratada sea mayor.
    3. La factura de la luz incluirá nuevos conceptos como:
      • La DIVISIÓN EN 3 PERIODOS del término de energía consumida.
      • La DIVISIÓN DE LA POTENCIA eléctrica contratada
      • La FACTURACIÓN POR EXCEDER la potencia eléctrica contratada (que es la potencia demandada).

Este sitio web utiliza Cookies para garantizar que obtengas una mejor experiencia de navegación (Cookies técnicas) y para generar informes de navegación con el fin de cuantificar y mejorar nuestro servicio (Cookies estadísticas), no utilizamos Cookies con fines publicitarios. Podemos utilizar directamente cookies técnicas pero usted puede elegir si permitir el uso de cookies estadísticas. Autorizándolas nos ayuda a mejorar la experiencia de navegación. Más información.